Muere trabajadora de salud por presunta mala praxis - Diario La Verdad de Vargas

Muere trabajadora de salud por presunta mala praxis

Un presunto caso de falta de profesionalismo en la Clínica Alfa de Maiquetía denunciaron los familiares de Yannery Moreno, de 30 años, quien murió el pasado viernes, luego de ser operada de una apendicitis que se agravó y derivó en peritonitis.

Mariana López, familiar de la fallecida, relató al Diario La Verdad las últimas horas que vivió Yanneris.

“El lunes 25 de julio le comenzaron unos dolores en el abdomen y la llevamos al Periférico de Pariata donde ella trabajaba en las historias médicas en el laboratorio. Allí la vieron, pero nos dijeron que ella solamente tenía una inflamación en los ovarios”. 

Como los dolores persistían la llevaron a la Clínica Alfa, donde luego de hacer los trámites con su seguro, en Seguros Miranda, sí le brindaron los primeros auxilios y le pudieron aliviar el dolor el resto del día”, comentó López.

A las 7:30 de la mañana del día siguiente, martes 26, López relata que el anestesiólogo de la clínica gestionó todo para intervenirla quirúrgicamente de urgencia, por una supuesta apendicitis que le habían detectado.

La operaron esa misma mañana del martes, a las 9, todo muy rápido, y cuando poco después el médico cirujano, Larry Camacho, la revisó en la habitación determinó que tenía que quedarse hospitalizada, al menos por esa noche, para atenciones postoperatorias esenciales, pero…, al personal administrativo de la clínica eso no le importó.

“El seguro solo cubre hasta las 8 de la noche. Tienen que buscar otro seguro o pagar, de lo contrario a esa hora Yannery Moreno tiene que salir de la clínica”, le advirtieron a los familiares.

Y así fue, ellos ya no tenían recursos económicos para cubrir los gastos de la hospitalización y los sacaron. La joven recibió el alta médica a la hora indicada y a los pocos minutos de llegar a su casa su estado de salud empeoró notablemente. Comenzó a vomitar, a delirar y a decir que no aguantaba las ganas de ir al baño.

“Al día siguiente, miércoles 27, en la mañana nos comunicamos con la Clínica al Alfa y les reclamamos que le habían dado el alta de manera precipitada, pues Yannery estaba muy mal. En ese momento nos dijeron que la volviéramos a llevar para allá y eso hicimos. Sin embargo, se puso peor, se hinchó, se puso amarilla y el médico internista que la examinó nos dijo que tenía una insuficiencia hepática y que pudo haber sido algún medicamento que le generó un daño en el hígado. Desde ahí no tuvo mejoría de ninguna manera”, relató.

Para el jueves 28 en horas de la tarde los familiares tomaron la decisión de llevarla nuevamente al Periférico, al fin y al cabo ella trabajaba allí. La recibíeron, pero de nuevo entró en crisis. 

“Estaba peor que nunca. En la noche se puso verde. Nos dijeron que el apéndice se le había reventado, que tenia peritonitis, que el líquido verde se le comenzó a esparcir por todo el cuerpo”. 

Y, entonces ¿de que la operaron en la Clínica 

Alfa? Una peritonitis es una apéndice reventada, ¿no la operaron realmente?”.

Yannery fue pasada a terapia intensiva, fue entubada el viernes en la mañana. 

“En horas de la tarde de ese viernes 29, comenzó a sangrar por los ojos. Casi a la medianoche del viernes nos dijeron que había fallecido, pero luego nos enteramos que su muerte fue en realidad a las 4 de la tarde. No entiendo por qué tardaron tanto en avisarnos”, relata Mariana López.

Los familiares de Yannery calificaron este hecho como un acto de negligencia y mala praxis debido a que supuestamente el médico tratante estaba al tanto de la peritonitis que sufrió la joven y no hizo nada para salvarla. 

“Su situación empeoró desde que la ingresamos a la Clínica Alfa”, sentenció.

Yannery Moreno deja 2 niños huérfanos. Era trabajadora del sector salud. Se encargaba de las historias médicas en el laboratorio del Periférico y tenía en sus planes estudiar Bioanálisis.

Por Alejandro Díaz

También te puede interesar