Cierran sucursales bancarias en Caribe - Diario La Verdad de Vargas

Cierran sucursales bancarias en Caribe

Rodolfo Ruiz
rodolforr_23@hotmail.com

De los 5 bancos ubicados en Caribe, solo el Venezuela está atendiendo diariamente. Allí son varias las denuncias realizadas por los clientes, quienes señalan que los 50 bolívares que entregan por taquilla no son suficientes para atender los gastos diarios del hogar y que a duras penas alcanza para el pasaje.

En Caribe, de 5 bancos solo uno está operativo

Merwin Alfonzo señaló que la atención por parte del personal que labora en esta agencia no es la más idónea, ya que hacen esperar al usuario más tiempo del necesario. «Lamentablemente, quienes vivimos hacia el este no tenemos la posibilidad de acudir a otro banco ni siquiera a un cajero electrónico”.

Rubén Salas detalló que los bancos Provincial, Tesoro, Bicentenario y Banesco se encuentran inoperativos. «El único que podría abrir nuevamente es el Tesoro, pero la información que dieron es que está cerrado porque el personal está contagiado de covid-19».

Señaló que el Provincial colocó un cartel que informaba que cerraban esta sucursal y que sus servicios serían trasladados a la oficina ubicada en Catia la Mar.

«Seguimos con la doble moneda»

Por su parte, Alberto Torrealba dijo que a pesar de que la moneda que más se mueve es el dólar, los bancos y especialmente el Venezuela dispense 50 bolívares por taquilla y 30 por cajero.

«El Gobierno sabe que todo se está manejando en dólares. Deberían darle libertad al usuario de retirar el monto que necesite, ya que hasta los puntos de ventas se han vuelto un verdadero problema».

«A sacar los monederos»

«Me dieron esas monedas de un bolívar en el banco. Otra vez debemos sacar los monederos», dijo una compradora en una panadería, quien pedía un pancito dulce que le costaba dos bolívares.

Algunos comerciantes solo las han visto en fotos, como Carla Salazar: “Los clientes llegan a comprar con billetes de 20 y 50 para realizar la compra de productos cuyo precios tienen un valor muy inferior y terminamos dando el vuelto con caramelos o billetes del antiguo cono. No he visto las monedas todavía».

Detalló que para evitar que el cliente vea la compra de los productos muy complicado, tomó la decisión de redondear los precios de los artículos de primera necesidad./jd