Médicos: Tras un año de pandemia la salud sigue en terapia intensiva

Beatriz Rodríguez

«El sector salud está fuertemente golpeado y es que antes de la pandemia por el covid-19 los hospitales ya estaban en crisis, pero ahora esta se ha agudizado. En estos momentos no hay con qué atender a los pacientes, pues no contamos con los equipos ni medicamentos necesarios para hacerlo», expresa el doctor Franklin Rodríguez, directivo de Médicos Unidos capítulo Vargas.

La infraestructura hospitalaria está en ruinas y el material médico y los equipos fallan en casi todos los centros

Refiere que en el Periférico, centro donde labora, los quirófanos no funcionan, no hay unidad de quemados, «con decirte que aquí no tenemos ni oxígeno, no hay condiciones para atender a un paciente que se debata entre la vida y la muerte. Lamentablemente hay que referirlo a riesgo de que se nos muera en el camino».

Indica que en ese centro hay más de 20 médicos a los cuales les han suspendido el salario.

Los hospitales no están abastecidos

Resalta que lo que pasa en Pariata sucede en otros centros del estado. «No hay nada y los familiares tienen que salir a comprar las medicinas».

En cuanto a los equipos de bioseguridad sostiene que llegan de vez en cuando y los trabajadores están en un constante riesgo, más aún cuando se han relajado las medidas de protección en la ciudadanía.

«Aquí hay muchos casos, existe un subregistro, no obstante las autoridades fomentan fiestas y concentraciones públicas».

Expresa que el salario que devengan los médicos está entre los $8 y $12 al mes y el de la mayoría de las enfermeras es de $2 más un bono de Bs 13.300.000 denominado «Protectores de la Salud».

Refiere que el Presidente destacó en la ONU que han hecho un gran esfuerzo para mitigar la pandemia e hizo alarde del sistema público de salud, pero «la realidad es otra y deben recorrer los centros hospitalarios para cerciorarse»./jd