25
FEBRERO 2020
03:36
SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES!!!
instagram

Varguenses dejan de cenar porque el sueldo no alcanza

Varguenses dejan de cenar  porque el sueldo no alcanza
Photo Credit To Cortesia

A dos comidas diarias, algunas veces incluso sin proteína, se ha reducido la ingesta de los trabajadores varguenses, debido a que los sueldos no alcanzan para cubrir el costo de los alimentos mínimos.

Tal es el caso de Alejandrina Moreno, su esposo y tres nietos, quienes desayunan “una arepa sola, porque ni siquiera margarina se le puede poner”. Y para el almuerzo, lo común es arroz con lentejas o con caraotas. “El almuerzo se sirve a las cuatro o cinco de la tarde para poder aguantar hasta el día siguiente”, expresa.

Alejandrina afirma que cuando puede cambia el arroz o los granos por yuca o plátano, “lo que haya”, y asegura que desde hace un año no ha podido comprar carne.

En casa de Luis Zambrano la situación es similar: “Solo comemos dos veces al día. Más que todo granos con arroz o con papas”. Al ser consultado por la fuente de proteína de sus platos, indicó que lo explicado anteriormente es todo lo que incluye el plato, y es que para Zambrano “lo que es huevo, carne, pollo y pescado, hace tiempo pasó a ser un lujo. Hasta el queso y la mortadela lo es”. “A veces ni siquiera se almuerza; se come una merienda y ya”.

Por su parte, Edith Bermúdez afirma que en su casa comen “dos veces, si acaso”. Allí, los desayunos normalmente están compuestos por arepa con queso, y los almuerzos por granos. “Nada de pollo o carne. Tengo una niña de tres años en casa y he tenido que dejar de darle merienda porque no hay comida. Los alimentos que usualmente uno le daba a los niños, como compota o leche, ya no pueden comprarse”, señaló.

Luisa Sánchez afirma que “el Gobierno nos está obligando a ser vegetarianos. Ya no se puede comprar nada de carne”. Afirma que en su casa se comen dos veces al día, ya que “el dinero no alcanza”.

Para Yackeline Chávez aún es posible comer tres veces al día, pero la proteína es por lo general sardina, queso o mortadela. “Nos ayudamos con los bonos del Gobierno y con eso compramos las sardinas”, dijo./CH

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SiteLock