08
ABRIL 2020
03:06
SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES!!!
instagram

Altos costos operativos vuelven a las licorerías negocios familiares

Altos costos operativos vuelven a las licorerías negocios familiares

Registran pérdidas tras Carnaval porque cerraron desde el sábado hasta el miércoles

María Elena Moreno, [email protected] Imposible le resulta a los licoreros mantener las nóminas debido a los bajos ingresos que han venido reportando en los últimos meses, por lo que han tenido que utilizar como empleados a sus familiares o a ellos mismos.

Richard Ramírez, vocero de la Asociación de Licoreros de Vargas, destacó que en el estado las ventas se han desplomado por los altos precios de los licores. “Todo está caro, nada más la botella de sangría llegó a Bs. 10 mil y eso que era algo asequible”.

Señaló que ni siquiera los que venden a las orillas de las playas, como es su caso, ven luz. “Estiramos al máximo lo que se vende entre viernes y sábado para mantenernos. En la semana venimos prácticamente a limpiar y esperar que salga alguna venta. Antes tenía seis empleados ahora somos tres contando a mi hija”.

Manifestó que sus ganancias se ven frustradas en temporada alta, ya que les prohíben abrir; lo que les deja pérdidas incalculables que hacen más difícil mantenerse a flote.

“Cerramos el sábado y abrimos el miércoles, por supuesto con un movimiento muy flojo. Es difícil porque no nos dejan trabajar, pero sí hay que pagar sin falta permisos, patentes e impuestos que subieron por el aumento de la Unidad Tributaria”.

Resaltó que han enviado comunicados y solicitudes de flexibilización de horarios a la Alcaldía, sin embargo hasta la fecha no han tenido respuestas ni siquiera citas para futuras reuniones. La situación se repite en todo el país donde peligran más de 800 mil puestos de trabajo directos e indirectos, según cifras de la Federación Venezolana de Licores.

“Esta restricción no significa la prohibición de la venta de licores porque en líneas de transporte y kioscos playeros, que no tienen licencia, se venden combos de ron o anís con sobreprecio y de paso por quienes no pagan impuestos”.

Fevelicor indicó a principios de año que la caída de las ventas superó un 65% al cierre de 2016, es por ello que solicitaron al Gobierno una mesa de diálogo para buscar soluciones y evitar cierres de locales. Asimismo señalaron que reponer los inventarios no es tarea fácil, dado que los rubros que venden aumentaron 200%.

“Los depósitos están cada vez más vacíos y esto se evidencia en casi todos los locales, es difícil mantenerse con tantos aumentos, en todos los sentidos. El gremio lucha para no tener que bajar santamarías” agregó Ramírez./MEM/yg

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SiteLock